HIJO DORADO & CHIVO EXPIATORIO ¿Cual de los dos eres tu?

2
449
Hijo Dorado & Chivo Expiatorio
Hijo Dorado & Chivo Expiatorio

El Hijo Dorado & Chivo Expiatorio

Un narcisista no busca tener hijos para darles amor incondicional como cualquier padre o madre lo haría. El/la narcisista tiene hijos para recibir una nueva fuente de Suplemento Narcisista.

Los narcisistas Cosifican a sus hijos, y no los ven como seres humanos, sino como meras extensiones de ellos mismos.

Los hijos de un(a) narcisista no reciben amor sino tiranía disfrazada de aprobación ó desaprobación.

En una familia donde hay un padre ó una madre narcisista los hijos jugarán uno de dos roles (dependiendo de varios factores) los cuales les van a ser asignados por el/la narcisista.

Estos roles son: Hijo Dorado & Chivo Expiatorio.

1. El Niño de Oro (The Golden Child): El niño de oro es el hijo (o hija) “predilecto” del/la narcisista. El/la narcisista tomará a uno o varios de sus hijos como su Niño de Oro, el cual va a ser un reflejo de ellos mismos.

El narcisista necesita a este niño (o niña) de oro para presumir lance los demás, o bien que le va a este hijo(a), pero esto no lo hacen por el hijo, sino para inflar su propio ego. El padre narcisista no ama al niño(a) de oro, solo lo utiliza.

El Niño de Oro, es muy pequeño cuando el padre narcisista le asigna este rol y confunde este “supuesto amor paternal” con los favores especiales, permisos, los regalos y el trato especial que recibe por parte de su padre narcisista.

El niño de oro, valida al padre narcisista y lo enriquece dándole el suplemento narcisista que el padre narcisista le exige. Esto lo hacen como un mecanismo de defensa y supervivencia para evitar el ciclo de abuso con su padre o madre narcisista.

También te interesara:  COSMETICA VENENOSA

Para el padre narcisista, el Niño de Oro es perfecto, siempre hace las cosas bien, no tiene defectos ni comete errores (es igual que ellos). El/la narcisista premia, mima y defiende al niño de oro, aunque este se comporte mal.

El Niño de Oro aprende, desde pequeño, a exigir un trato especial, a culpar a los demás por sus errores, a manipular y a mentir, sabiendo que no va ser castigado por sus padre narcisista mientras lo obedezca y lo alabe.

De pronto, el mundo del Niño de Oro órbita alrededor de su padre narcisista:

-Internaliza el abuso como aceptación.
-No pelea con su padre narcisista y lo obedece.
-Busca el amor paternal (aprobación del narcisista).
-El Niño de Oro termina convirtiéndose en un(a) adolescente con comportamientos autodestructivos (consumo de drogas, alcohol, problemas con la ley, relaciones fallidas, no tienen trabajo, no termina sus estudios).
-En muchos casos, cuando el Niño de Oro es mayor, termina ofreciendo a sus propios hijos (los nietos) a su padre o madre narcisista como recompensa por el “buen trato” que le han dado.

El padre o la madre narcisista, como método de manipulación y control, recompensa al Niño de Oro dándole dinero y posesiones, compensándolo por sus comportamientos erráticos “porque lo necesitan más que sus otros hijos”. El padre o madre narcisista llega incluso a heredarles todo a su Niño de Oro y nada al resto.

El Niño de Oro termina convirtiéndose en una copia fiel de su padre o madre narcisista, de pequeño para evitar abusos y confrontación con su padre narcisista y posteriormente porque ya aprendieron que este es su mecanismo de supervivencia.

También te interesara:  UNA AYUDA PARA REBAJAR: CAMINATA NORDICA

2. El Chivo Expiatorio (The Scapegoat): El Chivo Expiatorio es el hijo (o hija) odiado del narcisista, la oveja negra de la familia. El/la narcisista cree que su Chivo Expiatorio hace todo mal, es rebelde, grosero y mal agradecido. No “aprecia el amor” que está recibiendo en la casa.

Este hijo, al contrario del Niño de Oro, va a ser “el culpable” de todos los problemas de la familia. El padre o la madre narcisista se va a encargar de criticar, humillar, desaprobar y culpar al Chivo Expiatorio, inclusive cuando este hijo(a) no ha hecho nada malo.

El padre narcisista se encarga de Triangular (ver entrada #32) con su Niño de Oro y su Chivo Expiatorio para crear separación, envidias, rencores y celos entre ellos. El narcisista también va a alentar al Niño de Oro a que critique, manipule y maltrate a su hermano(a).El Niño de Oro obedece al padre narcisista para evitar el castigo y ven esto como su medio de supervivencia.

El Chivo Expiatorio es el hijo o hija que rechaza el legado de abuso y tiranía en la familia. El padre o madre narcisista se enfurece con ellos por librearse del abuso y este hijo es el que recibe la condenación del narcisista.

Ell padre narcisista le exige al Chivo Expiatorio tiempo, dinero y esfuerzo como recompensa por sus “comportamientos rebeldes”.

Cuando son mayores, el padre narcisista rechaza a sus amistades, deja de trabajar, se endeuda y descuida su salud para que el Chivo Expiatorio cuide de el/ella. El/la narcisista utiliza este método de manipulación con estos hijos para recibir la atención y cuidados que “se merecen”.

También te interesara:  JARABE CASERO DE PASIFLORA

En muchas ocasiones el Chivo Expiatorio termina haciéndose cargo de su padre o madre narcisista porque ha creado una Codependencia (ver entrada #17) con su padre narcisista y le cuesta trabajo dejar el ciclo de abuso al cual ha estado sometido toda su vida.

El Chivo Expiatorio, en muchas ocasiones, es el hijo que termina abandonando a la familia disfuncional en la que vivía para llevar una vida normal, más sana y lejos de su padre o madre narcisista y de sus hermanos de oro.

Los Chivos Expiatorios, después de vivir tantos años en este ciclo de abuso familiar, pueden terminar con la autoestima muy baja y una depresión profunda. Si no resuelven y superan estos conflictos personales, es muy probable que terminen relacionándose ó casándose con un(a) narcisista y volver a caer en el ciclo de abuso.

En ambos casos, tanto El Niño de Oro como El Chivo Expiatorio son casos de niños que sufren un abuso narcisista. Los dos sufren el abuso de distintas maneras (uno la aprobación, el miedo y el control y el otro la desaprobación, la culpa, la humillación y el rechazo) pero en ambos casos, los hijos de un padre o madre narcisista viven en un ambiente tóxico y destructivo.

Estos ciclos de abuso con los hijo son encubiertos y se llevan a cabo en el hogar, a puerta cerrada, en donde nadie ajeno a la familia puede presenciarlos.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.